viernes, 28 de diciembre de 2012

Arquetipo Diosa-Mujer Artemisa


Diana, Diosa de la caza y de la luna, arquera de disparo certero y protectora de la juventud y de todo lo viviente, sus dominios son las tierras vírgenes. Es la contrapartida de su hermano Apolo, era hija de Zeus y Latona Cuando tenía tres años fue al Olimpo a conocer a su padre quien quiso complacer sus deseos. Artemisa pidió arco y flechas, jauría de perros para cazar, ninfas que la acompañen, una túnica corta para
poder correr, montañas y naturaleza salvaje por dominios especiales y castidad eterna, todo lo cual le fue
concebido.
Artemisa actuaba con rapidez en auxilio de quienes la invocaban, sobre todo mujeres y jóvenes, pero era implacable con quienes la ofendían. No se conoce de otra diosa que haya acudido tantas veces en ayuda de su madre. El único hombre que amo, Orión, fue víctima de su naturaleza competitiva ya que lo mato sin saberlo por un desafió de su hermano Apolo.
Como Diosa de la Luna se la relaciono con Selene (Cielo) y Hécate (Mundo Subterráneo), formando la Trinidad Lunar.
Personifica el espíritu femenino libre, hace posible que una mujer busque sus propias metas en el terreno que elija.
Artemisa como diosa era inmune al enamoramiento, era una en sí misma, cuidándose sola. Es sentirse completa sin un hombre y con él puede hacer su vida sin necesitar su aprobación.
Artemisa representa las cualidades idealizadas por el movimiento feminista: realización y competencia, independencia de los hombres y de las opiniones masculinas y preocupación por las mujeres indefensas. Artemisa es el arquetipo de la hermana mayor. Para ella el sexo será algo recreativo y físico y no-expresión del compromiso emocional.
Vivir como Artemisa centrada en sus metas puede ser satisfactorio, al igual que no sentir carencia en su vida. Disfrutando de una vida muy activa, la “base hogareña” no es importante, ni el matrimonio o los hijos, claro que aquí se juega la presión familiar y cultural. Si no puede tener y seguir desafíos gratificantes para ella se sentirá frustrada y en última instancia deprimida.
Artemisa seria: vital, libre, impetuosa, independiente, osada, atlética, segura, sumamente competitiva
Las potencialidades negativas son:
• Desprecio por la vulnerabilidad: Sus relaciones funcionan si el hombre mantiene cierta distancia emocional y no este siempre disponible Esta frialdad es a veces un gran atractivo para los hombres.
Para cambiar debe descubrir que el amor y confianza del otro especial es preciado para ella de lo contrario es como una sirena.

• Cólera destructiva: Su cólera solo es superada por Hera aunque en intensidad son comparables, son diferentes la dirección del enojo y la provocación. Hera: la otra mujer. Artemisa: el hombre/ los hombres por no valorarla. La mujer Artemisa debe enfrentar su capacidad de destrucción para aprender a dominarla
La lección: la humildad. No ser vengativa.

• Inaccesibilidad: Esta tan concentrada en sus propios propósitos, que no se da cuenta de las personas que la rodean y sus sentimientos y estas se sienten insignificantes y excluidas y quedan heridas o se enojan.
Debe aprender a oír lo que le dicen los otros y estos esperar el momento oportuno (de baja concentración en su proyecto) para que pueda oírlos

• Inmisericordia: Artemisa puede ser despiadada ya que juzga las acciones de los demás en términos de blanco o negro, sin matices. Necesita desarrollar la compasión y la empatia que pueden llegar con la madurez, si aprende a perdonar y perdonarse la vida la hará más compasiva

• La elección crucial: Toda mujer Artemisa tiene dentro suyo una parte confiad dulce, con disposición a la intimidad y cierta dependencia de las relaciones importantes: lo más femenino tradicionalmente.
Rescatara esta parte de sí misma o la matara para poder estar concentrada y ser tan dura y clara como le sea posible.

Vías de desarrollo Personal
Para ir más allá de este arquetipo, se debe desarrollar su potencial inconsciente de receptividad, aprender a amar y a preocuparse profundamente por otro. Puede que esto se haga en una relación o teniendo un hijo. Lo cual suele suceder en la segunda etapa de su vida, después que se haya aplacado un poco la excitación de la caza.
Las Diosas de casa mujer Shinoda Bolen
Imagen Pamela Matthew

No hay comentarios:

Publicar un comentario